GINECOLOGÍA Y OBSTETRICIA

¿Qué es?

Ginecología y Obstetricia es la especialidad médica que se encarga del diagnóstico y tratamiento de enfermedades de los órganos reproductivos femeninos, así como de la atención de las mujeres durante el embarazo y el parto. También se ocupa de otros problemas de salud de las mujeres como la menopausia, los problemas hormonales o la infertilidad.

Principales afectaciones relacionadas con la mujer

  • Endometriosis. 
    Es una enfermedad que se caracteriza por la presencia de tejido endometrial fuera del útero, pudiendo formar placas de menor o mayor tamaño y quistes en los ovarios. Es benigna, pero debe ser controlada continuamente pues es un factor de riesgo de cáncer de ovario. Se recomienda la extirpación de los ovarios cuando alcanzan cierto tamaño.
  • Síndrome del ovario poliquístico. 
    Es una patología que, además de producir una alteración del equilibrio hormonal femenino, puede inducir problemas de fertilidad, la aparición de quistes en los ovarios y otros trastornos en el aparato reproductor femenino.
  • Enfermedad pélvica inflamatoria. 
    Es una infección que se inicia en la vagina y se traslada al útero, las trompas de Falopio y ocasionalmente a los ovarios.
  • Trastornos del ciclo menstrual. 
    Pueden afectar a la regularidad del ciclo o a la intensidad de la menstruación (sangrado abundante o escaso). Suelen tener un origen hormonal.
  • Preeclampsia. 
    Es una grave complicación del embarazo que genera hipertensión arterial en la gestante y puede suponer un grave riesgo para la madre y el feto.
  • Embarazo ectópico. 
    Es un embarazo de riesgo, ya que el embrión no llega al útero y se implanta en la trompa de Falopio, donde no hay espacio para el desarrollo del feto.
  • Diabetes gestacional. 
    Es un tipo de diabetes que se desarrolla únicamente durante el embarazo y que requiere un control específico ya que puede poner en riesgo el desarrollo del feto.
  • Sufrimiento fetal. 
    Suele deberse a un aporte insuficiente de nutrientes y oxígeno al feto, lo que puede dar lugar a una serie de enfermedades y trastornos del neonato, que pueden ser agudos o crónicos.